dimecres, 30 d’abril de 2008

Una vida tranquila



Otro trayecto musical en el coche del Científico, un día que íbamos al Prat.

Mishima tocan el 16 en el Auditori

Amb una trucada, n'hi ha prou.

De viaje

Era una de sus bromas. En fin, siempre quería saber lo que hacíamos, y cuándo, por qué y dónde. Hoy dirían que era un maniático del control, pero casi todo el mundo lo era en aquella época. Una vez le dije que por qué no éramos más espontáneos y nos largábamos, para variar. Y él me lanzó aquella sonrisita y dijo: «Muy bien, Viv, si es lo que quieres iremos de ningún sitio a ninguna parte, adrede

Julian Barnes, La mesa limón

dimarts, 29 d’abril de 2008

A propósito de Escribir

- ¿y qué problema tiene?
- bueno, perdió el trabajo que tenía con el camión de reparto. hablé con él fuera de la iglesia antes de que empezara la lectura. dice que cuando no tiene trabajo no puede escribir, para escribir necesita tener un trabajo.
- que extraño -dije yo-, yo escribí algunas de mis mejores cosas cuando no trabajaba, cuando estaba muriéndome de hambre.
- ¡pero Benny Adamson -contestó ella-, Benny Adamson no escribe sobre si MISMO! escribe sobre OTRA gente.
- ah.

Charles Bukowski, Erecciones, eyaculaciones, exhibiciones

dilluns, 28 d’abril de 2008

You should all be murdered


De la serie de trayectos musicales, este es quizás el vídeo que mejor me ha quedado. No es que tenga nada especial, es solo un viaje en tren entre Barcelona y Reus, pero el ambiente industrial de las petroquímicas de Tarragona casa muy bien con la tristeza de las canciones de Another Sunny Day. Vale que esto es el mediterráneo y no Glasgow, pero así en blanco y negro da el pego, no?

La letra de la canción es puro teenage angst:
One day, when the world is set to rights
I'm going to murder all the people I don't like
The people who have left me down without reserve
The people who are cruel to those that don't deserve
The people who talk too much
The people who don't care
The people whose lives are going nowhere
The people who just give in
The people who don't fight
The people I don't like
The people who broke my heart so bad it never mends
The people who wrecked my life & all my so-called friends
The people who don't know when to forget & forgive.
These are the people who do not deserve to live.
The people who talk too much, The people who don't care
The people whose lives just leave me crying in despair
The people who told me I was wrong & they were right
The people I don't like.

diumenge, 27 d’abril de 2008

Sunset Rubdown



Piel de gallina
Subidón interminable
Vienen a Barcelona en junio
Quiero un xilófono.

dimarts, 22 d’abril de 2008

Shugo y Tujiko, folk y indietrónica nipona

Sale al escenario sin hacer mucho ruido. Discreta, con esa encantadora timidez japonesa. Ella y su portátil, nadie más. Empieza a sonar un loop, ruiditos como de juguete, atmósferas sonoras que de repente se ven cortadas por glitches, ritmos pesados, rotundos, y por encima su dulce voz. Eso es lo que ofrece la japonesa Tujiko Noriko, que el miércoles pasado estuvo tocando en la sala [2] de Barcelona, dentro del festival Les Femmes s'en melent. Definir su música no es fácil, simplificando podríamos decir que es electrónica tranquila, en ocasiones casi zen, más cerca del pop que no de la pista de baile, más para escuchar tranquilamente en casa un domingo por la tarde. Como si de una prima nipona de Björk se tratase, Nuriko construye sus canciones con capas y capas de sonidos etéreos a veces y más densos otras. No es una música que entre fácil, aquí no hay estribillos, no son canciones pop en el sentido clásico. Sin embargo poco a poco va calando y con cada escucha se aprecian nuevos matices, nuevos detalles del complicado mosaico sonoro que construye la joven de Osaka.

Nuriko, que consiguió su primer sintetizador a los veinte años, empezó a cantar a muy temprana edad. Su primera actuación en Kyoto fue desastrosa, ya que llevaba una borrachera tal que terminó medio inconsciente, de manera que decidió olvidarse de la música y se puso a trabajar en un restaurante especializado en carne de tortuga. Sin embargo pronto retomó la composición colaborando con Aoki Takamasa, también japonés y de su misma edad, con el que editó el álbum 28 (Fat Cat Records, 2005). Antes ya había editado varios discos en solitario en el sello vienés especializado en música electrónica Mego –conocido por su sonido experimental y ruidista-, Shojo Tosi en el 2000 y I Forgot the Title y Hard Ni Sasete en 2002. Su siguiente disco, From Tokio to Naiagara (Tomblab, 2003), fue quizás el que le dio más notoriedad y los programadores del Sónar, atentos siempre a las nuevas tendencias, la incluyeron en el cartel de ese año, donde también estaba (en negrita y mucho más grande) la islandesa Björk, la estrella de esa edición.

Luego vinieron más álbumes en colaboración, el ya citado 28, Blurred In My Mirror (hecho a medias con Lawrence English) y Stéréotypie, que grabó con Peter Rehberg, uno de los capos del sello Mego y autor de varios trabajos de electrónica experimental firmados bajo el nombre de Pita. Su último disco en solitario salió el año pasado y se titulaba precisamente así, Solo. Su nuevo trabajo, Trust, de momento solo se va a editar en Japón y está compuesto de canciones nuevas y remixes de su anterior trabajo.


Folk de juguete
Shugo Tokumaro se mueve en unas coordenadas parecidas a las de la joven nipona: les une su amor por los sonidos de juguete, pero mientras ella tira por la electrónica, él se decanta por los instrumentos orgánicos, aunque tampoco le hace ascos al ordenador. La música de Tokumaro tampoco es pop al uso, a veces suena luminoso y ratos se pone más experimental, logrando facturar canciones originales, preciosas composiciones llenas de detalles, y es que Shugo no sólo canta, sino que toca todos los instrumentos: guitarras, percusiones, ukeleles, xilófonos, campanillas y cualquier juguete que haga ruido así como instrumentos típicamente japoneses. Con un espíritu del todo lo-fi y do-it-yourself, las canciones de este joven mezclan el folk con la electrónica más descacharrada, músicas de dibujos animados y psicodelia suave.

Tokumaru publicó su primer disco a los 24 años (Night Piece, 2004) en el sello con base en Nueva York Music Related. El disco tuvo éxito rápidamente, y en la publicación digital Pitchfork Media (adalides de lo que mola y lo que no) se enamoraron de él, puntuando su debut con un 8,6. Al año siguiente publicó su segundo álbum, L.S.T (Lil’ Chief Records, 2005), que también cosechó buenas criticas. Su último trabajo, Exit, se publicó a finales del año pasado, esta vez por una discográfica bastante más importante (P-Vine Records), no obstante el japonés sigue fiel a sus principios y entrega diez nuevos cortes de una factura exquisita. A destacar “La La radio” (suena a Sufjan Stevens cuando se trae la orquesta) y “Parachute”, donde las guitarras y las campanillas se aceleran de una manera vertiginosa.

Diari de Tarragona, Encuentros 26 de abril de 2008


Anexo: la Noriko me da un poco igual pero cada vez me gusta más el Tokumaru, su último disco es genial. Lo podéis conseguir aquí.

diumenge, 20 d’abril de 2008

Te he grabado una cinta













1.
Dean Wareham, del grupo Galaxie 500, declara que “hacer una cinta recopilatoria lleva tiempo. Ese tiempo empleado implica una relación emocional con el receptor; puede ser irse a la cama juntos, o compartir ideas”. “La cinta recopilatoria es una lista de citas o, de hecho, una forma poética. Un poema hecho de frases de otros poemas”, dice el crítico Matias Viegener. La cineasta Allison Anders comenta: “Es realmente una ventana hacia el alma de alguien y un gran humanizador”. Que se me caen las lágrimas, madre.
Personalmente debo decirles que nunca he dejado de grabar cintas, y que todos esos señores están en lo cierto. “Ninguna cinta recopilatoria es accidental”, explica Viegener, clavando el dardo en la diana. Una cinta recopilatoria es una forma de arte cut-up, que mezcla sonidos ordenados al gusto del hacedor para conseguir una forma final que anteriormente no existía; toda cinta es única. Arte puro al alcance de su mano. El gran ecualizador “hazlo-tú-mismo” a precio de risa: 1 euro las TDK o Sony en cualquier Todo a 100. Pero, además, una cinta recopilatoria es un mensaje, una carta. Las mías siempre han querido decir una de dos cosas: (a) Me cae usted muy bien, o ocasionalmente (b) Quiero yacer con muller.
Las cintas dicen mucho del que las hace, sí; en el fondo, no dejan de ser una forma de exponer el propio ego. El obsesivo Jonathan Lethem decía en The disappointment artist: “Deja de decir que me quieres porque si no te gusta esa película, no me quieres. Porque (...) esa película soy yo”. De modo parecido, las cassettes recopilatorias intentan –aparte de seducir o homenajear al receptor- explicar al que las hace. Cuando recibimos una mix tape, lo que ésta nos está diciendo es: “Así soy yo, ahora. Estas canciones me explican”. En ese sentido, las cintas operan también como carta fechada, como mapa de vuelo caduco para un determinado momento de nuestra vida. Un orden, un mensaje, que no funcionaría igual unos meses o años más tarde. Y además, para satisfacción de los stalinistas del pop como el arriba firmante, la dificultad que implica utilizar el botón de fast forward provoca que la cinta se escuche entera. El receptor aprende, el hacedor sonríe satisfecho y, al final, todo el mundo está contento, ¿ven?

Kiko Amat en el Cultura/S de La Vanguardia del día 8 de marzo del 2006


2.
A partir de ahora, y siempre que me venga en gana, presentaré una cinta recopilatoria temática todos los domingos a eso de las 21 en Radiocassette, en IB3 Radio. Se puede escuchar online.

dissabte, 19 d’abril de 2008

Les quotes de realitat s'han de mantenir sempre a ratlla, en molt petites dosis i molt enfora dels límits que ens establim optimistes i confiats. La realitat ve en forma de bàrman que encén els fluorescents i apaga la música. Quan aixeques el cap de la barra totes les cadires ja són damunt les taules i no hi ha un piano ni na michelle pfeiffer amb el guapo dels fabulosos baker boys follant-hi al damunt. No hi són, simplement el cambrer diu que ha d'anar a apagar un foc, o girar un mort o con esto y un bizcocho.

Joan Miquel Oliver, El misteri de l'amor.

divendres, 18 d’abril de 2008

literatura d'alta volada



























he agafat recentment el costum d'utilitzar els boarding pass com a punts de llibre. a leviatán hi duc un Madrid-Barcelona del 2 d'abril puerta h37? hora de embarque 14:55 asiento 21F. a el misteri de l'amor pàgina 47 tinc un san josé de costa rica-madrid de l'1 d'abril iberia líneas aéreas asiento 19A. es una manera de recordar viatges i el que és més important, incitar-ne de nous. en realitat els dos boarding pass formen part del mateix viatge. tres mesos abans, quan vaig fer el trajecte invers, es a dir, l'anada, vaig llegir força a l'avió que em portava a les amèriques. vaig començar i acabar un petit llibre de herman melville i també algun relat de sergi pàmies. després vaig posar-me a escoltar antònia font a l'ipod i de cop i volta, l'airbus 330 va començar a fer sotragades. es van encendre les llums de póngase el cinturón i com que jo ja el portava, no em vaig moure. la azafata però, va vindre a dir-me: por favor su asiento en posición vertical. jo vaig contestar preferiría no hacerlo i ella es va quedar parada, amb cara de t'hauria de caure la cara de vergonya.

dimecres, 16 d’abril de 2008

Vamos al primavera (a ver si es verdad)

El año pasado no fuimos al Primavera, ni el anterior tampoco, ni el anterior. De hecho yo solo fui al primavera en el 2004, y porque nos colamos. Vimos un concierto preciosísimo de The Divine Comedy y poco más. Esto de aquí arriba es la portada que hice para un cd que tenía por misión convencer a mis amigos de ir al Primavera Club 2006. El cd era un grandes éxitos de los grupos que iban a actuar en dicho festival, bueno de los que a mi me gustaban. Al final por diversos motivos no fuimos al concierto el día que pensábamos ir, aunque fue una noche memorable de todos modos.
Pero este año sí, este año vamos. Si puede ser acreditados, sino nos dejaremos la panoja. Digo.

dilluns, 14 d’abril de 2008

Monday Tuesday Wednesday...

Nuevo cd para empezar bien la semana. Este va de canciones relacionadas con los días de la semana, canciones para el lunes, canciones para el martes, y así hasta el domingo. Ayer lo presenté en Radiocassette, el programa que tiene el escribidor en IB3 Radio, y hoy os lo podéis bajar todos de gratis, con su portada y todo, que si la imprimís en blanco y negro queda la mar de bien, porque es así, en blanco y negro, rollo fotocopia. Imprimidlo en el trabajo cuando no mire el jefe y ya está.

:Tracklist:

01 I don't like mondays - The Boomtown Rats
02 Monday morning - Pulp
03 Tuesday morning - The Pogues
04 Ruby tuesday - The Rolling Stones
05 Wednesday week - The Undertones
06 Wednesday - Tori Amos
07 Jersey thursday - Donovan
08 Mrs. Thursday - Dave Dee, Dozy, Mick & Tich
09 Fridays's child - Nancy Sinatra
10 Friday on my mind - The Easybeats
11 Friday I'm in love - The Cure
12 Friday night, saturday morning - The Specials
13 Another saturday night - Sam Cooke
14 Saturday night at the movies - The Drifters
15 I met him on sunday - The Shirelles
16 Sunday morning - The Shermans
17 Sunday morning - The Velvet Underground
18 From saturday night till monday morning - Ted Weems

El enlace aquí.
Si os gusta dejar algún comentario, sino también, copón.

dimarts, 8 d’abril de 2008

Here comes

Después de unos meses en que esto ha estado un poco abandonado volvemos a hacer y regalar cds. El que aquí os traigo es un puñado de canciones cuyo título empieza por here comes, una manera como otra de recopilar un poco de pop de ahora y de antes con algo de soul y rock añejo. Vamos, lo que meto siempre.
En cuanto al diseño es una mezcla de collage digital con papeles recortados y luego escaneados. Explosiones nucleares, Candy Candy, Corey Feldman y gatetes. No me digáis que no mola. Bajároslo ya que está freshquísimo.

:Tracklist:

01. here comes the man - barry white
02. here comes the rain - the ladybug transistor
03. here comes my baby - yo la tengo
04. here comes a city - the go-betweens
05. here comes your man - pixies
06. here comes the sun - the beatles
07. here comes my wife - cat stevens
08. here comes the sun again - m. ward
09. here comes the summer - corduroy utd.
10. here comes the future - the honeydrips
11. here comes that feeling - el perro del mar
12. here comes marsha - the pyramids
13. here comes the phantom - the clientele
14. here comes that feeling - brenda lee
15. here comes those heartaches - the tripps
16. here comes mary - the raveonettes
17. here comes that song again - roy orbison
18. here comes the star - herman's hermits
19. here comes everybody - autolux
20. here comes the summer - the undertones
21. here comes my baby - cat stevens
22. here comes the blues - nick drake

La descarga es en el sitio habitual, aquí.